Niños y violencia en televisión

6652991-lista-para-disparar-dura-gangster[1]

La  televisión se ha convertido en un compañero inseparable en el crecimiento de nuestros hijos. Compañero que puede tener una gran influencia tanto en la adquisición de valores, como en la definición de su comportamiento.

Aunque tratemos de elegir los programas que nuestros hijos ven en televisión y la franja horaria en la que lo hacen, desgraciadamente la mayoría de los programas infantiles y juveniles están plagados de comportamientos violentos a nivel físico y verbal.

Existen cientos de estudios sobre la influencia que la violencia televisiva y en juegos de ordenador y consolas, tienen en niños y adolescentes.  La Academia Americana para la infancia y adolescencia, ha sacado un informe con las siguientes conclusiones:

Aquellos  niños que de forma continuada contemplan escenas de violencia en programas televisivos pueden llegar a:

  • “Inmunizarse” o quedarse indiferentes ante escenas de horror o violencia.
  • Gradualmente aceptar la violencia como una forma normal de solucionar problemas.
  • Imitar la violencia que ver en programas televisivos.
  • Identificarse con ciertos comportamientos que ven, tales como víctimas o verdugos.

¿Qué podemos hacer para proteger a nuestros hijos y evitando que vean tanta violencia?  Se pueden tomar las siguientes precauciones:

  • Elegir los programas que podrán ver y sentarse con ellos a ver la televisión de vez en cuando para comprobar de primera mano qué están viendo.
  • Limitar el tiempo que dedican cada día a ver televisión (y juegos violentos de ordenador y consolas).
  • Hacerles darse cuenta que aunque el personaje de la tele no ha resultado dañado, semejante uso de violencia en situaciones reales puede ocasionar graves daños físicos a quien se le inflige incluso llegar a la muerte.
  • No permitir a los niños que vean programas que a priori sabemos que tienen un contenido violento, cambiando de canal o incluso apagando la televisión y ofreciéndoles una actividad alternativa, siempre explicando las razones que nos llevan a rechazar este programa.
  • Observar nosotros un comportamiento no violento, rechazando delante de ellos cualquier situación de uso de violencia y buscando mecanismos de solución de conflictos pacíficos y respetuosos.
  • Enseñarles formas no violentas de solución de conflicto, prestando especial atención a cualquier problema que pudiesen tener con otros compañeros de clase.
  • Educarles en el respeto y la autoestima, enseñándoles a no guiarse por presiones de grupo.

Y, aunque esto parezca casi imposible, tratar de llegar a acuerdos con otros padres, al menos con los de los mejores amigos,  sobre los programas que permitiremos ver a nuestros hijos y la hora a la que  la esperamos que la tele esté apagada y ellos en la cama. Esto evitará ese sentimiento de estar luchando contra el resto del mundo, al menos al otro tampoco le dejan…

No olvidemos que el tiempo que los niños pasan delante de la tele, es tiempo que le quitan a otras actividades más creativas como leer, pintar, jugar con amigos,hacer deporte, etc.

 

Fuente: Academia Americana de la infancia y adolescencia.

http://www.aacap.org/galleries/FactsForFamilies/13_children_and_tv_violence.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s